top of page
  • Foto del escritorCamilo Martin

¿Por qué los influencers virtuales son tendencia?

Un influencer virtual es un personaje digital generado por ordenador o inteligencia artificial que se utiliza para promocionar productos o servicios en las redes sociales y otras plataformas en línea. A diferencia de los influenciadores humanos, los influenciadores virtuales no son personas reales, sino personajes ficticios creados por empresas de tecnología, agencias de publicidad o compañías de marketing para interactuar con los usuarios de las redes sociales.



¿Qué impacto tienen y cómo ayudan a las marcas?

Surgen muchas preguntas y comentarios respecto a los influencers virtuales, desde no entender con algo de molestia cómo un personaje que no es real puede generar tanta atracción hasta admiración total por parte de millones de personas.



Ventajas

Para Telefónica, trabajar con influencers virtuales es una opción cada vez más atractiva para las empresas que desean promocionar sus productos y mejorar su imagen de marca en las redes sociales.


Los influencers virtuales pueden ser personalizados y diseñados para satisfacer las necesidades de la empresa, lo que garantiza una conexión emocional con la audiencia global y a un costo más bajo que el de los influencers humanos.


Además, estos influencers no tienen limitaciones geográficas ni horarias, lo que garantiza su presencia en cualquier momento y lugar.


Imagen de Miquela Sousa en Instagram

El primer influencer virtual: Miquela Sousa

Miquela Sousa, creada en 2016, cuyo perfil de Instagram @lilmiquela cuenta con más de 3 millones de seguidores. Miquela fue creada por Brud, una empresa que utiliza la robótica para el marketing, y se encuentra acompañada por otros influencers virtuales exitosos como Bermuda, Blawko e Imma.



¿Les interesa a las marcas?

The Diigitals es una agencia de modelos digitales que ha creado a Shudu y Dagny, modelos virtuales que ya han trabajado con empresas como Balmain o Lexus. Además, también existen personajes menos realistas como @noonoouri que ha colaborado con firmas como Chanel o Versace.


Una marca de ropa deportiva ha incorporado recientemente a Maya, una influencer virtual, en una de sus campañas para el mercado asiático. La idea es ofrecer otras alternativas y mostrar sus últimas creaciones de manera atractiva, sin sustituir a los influencers reales.


Para Forbes, la estrategia de influenciadores virtuales permite mayor autonomía sobre los contenidos producidos por estos personajes y puede lograr hasta tres veces más engagement rate frente al formato tradicional. Marcas como Prada, Dior, Calvin Klein, Tinder, Red Bull, Lacoste, Versace y Bulgari también han utilizado influenciadores virtuales en el mundo.



Influencers virtuales humanizados con IA

El uso de la IA permite humanizar a los influencers virtuales para hacerlos más naturales y auténticos. El uso de estos personajes ya es un negocio lucrativo en Japón, donde los Vtubers atraen a millones de suscriptores en sus canales de streaming.


¿Parecido con la realidad?

Según Baik, de Sidus Studio X, la mayoría de los fans no conocen a sus celebridades favoritas en persona, sino que las ven en las pantallas, por lo que no hay una gran diferencia entre los personajes virtuales y las celebridades reales.


La empresa espera cambiar la percepción que la gente tiene sobre los personajes virtuales y demostrar que pueden hacer cosas que los humanos no pueden, como trabajar 24 horas o realizar acciones imposibles como caminar por el cielo.



Desventajas

A pesar de los beneficios, algunas empresas no están convencidas de utilizar influencers virtuales ya que podrían perder la conexión emocional con su público objetivo si su apariencia no conecta con ellos o es demasiado perfecta.


Además, según Telefónica, existe el riesgo de que estos personajes generen una reacción llamada "valle inquietante".


El "valle inquietante" es una reacción emocional que algunas personas experimentan al interactuar con robots o figuras animadas que parecen demasiado reales, pero aún tienen rasgos o comportamientos que los hacen parecer un poco "incómodos" o "extraños".

Sin embargo, la tecnología detrás de estos famosos virtuales puede ser de gran ayuda para las empresas siempre que se utilice de manera transparente y ética.


Imagen de Flora en Instagram

Flora, la primera influencer virtual de estilo de vida en Colombia

Diseñada en Colombia para promocionar marcas de moda, ocio y viajes. Flora comparte sus intereses, aficiones y detalles de su cotidianidad gracias a la inteligencia artificial y ha colaborado con marcas reconocidas en el país.


La tendencia de las celebridades y personajes virtuales está en aumento en Corea del Sur.


Las empresas están aprovechando esta tendencia para impulsar su negocio. Dos de las principales empresas en este espacio son Lotte y Sidus Studio X.


Imagen de Rozy en Instagram

Lotte está interesada en hacer que sus personajes virtuales, como Lucy, pasen de la publicidad al entretenimiento, apareciendo en dramas televisivos y películas. También están trabajando en la creación de un ser humano virtual que atraiga a compradores de entre 40 y 60 años.


Por su parte, Sidus Studio X tiene grandes ambiciones con su personaje virtual Rozy, y planea lanzar su propia marca de cosméticos y un NFT. La empresa también espera crear un trío de pop virtual que pueda competir en las listas de éxitos musicales.







Fuentes:


Comments


  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • LinkedIn - círculo blanco
bottom of page